Archive for the ‘Salud y bienestar’ Category

h1

Sí, hay evidencia científica de una relación entre los embutidos y el cáncer, pero…

10/30/2015

Ecodoc [Icon By Buuf]  Salud y bienestar.

Acabas de cenar, y aunque escrupulosamente el matadero se halle oculto a millas de agraciada distancia, hay complicidad.

Ralph Waldo Emerson (1803 – 1882), escritor, filósofo y poeta estadounidense.

Tal parece que nacer puede conducir a la muerte. No podemos sentarnos; si trabajamos o vivimos en edificios, todos nosotros acabaremos con reacciones alérgicas y problemas respiratorios; tendremos un ataque al corazón si vivimos en la gran ciudad y según la Organización Mundial de la Salud (OMS), lo que comemos literalmente nos está matando: de acuerdo a un informe publicado por dicha organización, existen pruebas científicas de que el consumo de carne procesada causa cáncer. En particular, la OMS menciona los productos de cerdo procesados como el tocino, las salchichas y los hot dogs. Para aquellos que tienen algo de conciencia nutricional, esto no es una sorpresa: la comunidad de salud alternativa – particularmente los veganos – ha informado por décadas que la carne es la causa de un sinfín de problemas de salud. Pero para que la OMS diga estas cosas públicamente, es todo un acontecimiento. Del diario electrónico La Jornada:

El consumo excesivo de carnes es potencialmente cancerígeno, advirtió este lunes la agencia contra el cáncer de la OMS en un informe de alto impacto para consumidores y productores cárnicos en todo el mundo.

La Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés) dependiente de la Organización Mundial de la Salud, colocó al consumo excesivo de carnes procesadas como embutidos o fiambres en el Grupo 1 de riesgo de contraer cáncer, principalmente colorrectal.

A esa categoría pertenecen, por ejemplo, el tabaco o el asbesto. Pero aclaró que estar en el mismo grupo “no significa que sean igualmente peligrosos”.

“Para un individuo, el riesgo de desarrollar un cáncer colorrectal a causa de su consumo de carne procesada es débil, pero ese riesgo aumenta en función de la cantidad de carne consumida”, precisó Kurt Straif, otro responsable de la IARC. “Dada la gran cantidad de personas que consumen carnes procesadas, el impacto mundial sobre la incidencia del cáncer reviste una importancia de salud pública”, agregó.

AFP. (26 Oct 2015). Consumo excesivo de carne puede causar cáncer: OMS. La Jornada. Recuperado de jornada.unam.mx

Los números de los que la OMS está hablando son sorprendentes; por ejemplo, dice la OMS que la ingesta de un solo hot dog al día puede aumentar significativamente el riesgo de cáncer colorrectal, ya que “cada porción de 50 gramos de carne procesada consumida cotidianamente aumenta el riesgo de cáncer colorrectal en un 18%. Y cada porción diaria de 100 gramos de carne roja aumentaría el riesgo en un 17%.”

Sin embargo, nada de esto es realmente “nuevo”, debido a que desde hace algunos años, las organizaciones más destacadas en el mundo de la medicina han estado hablando sobre la relación entre las carnes procesadas y las enfermedades crónico-degenerativas:

“Este estudio ofrece evidencia clara de que el consumo regular de carne roja, especialmente la carne procesada, contribuye sustancialmente a una muerte prematura”, según el doctor Frank Hu, uno de los científicos de alto nivel involucrados en el estudio, y profesor de nutrición en la Escuela de Harvard de Salud Pública.

El estudio determinó que cada porción adicional diaria de carne roja aumenta el riesgo de muerte en un 13%. El impacto se elevó a 20% si la ración se procesó, como en alimentos como salchichas, tocino y embutidos.

Cutting red meat-for a longer life. Harvard Men’s Health Watch. (Harvard Medical School, June 12, 2012).

Así que la prueba de que la carne es particularmente mala para nosotros es innegable. Lo cómico del asunto es que casi de inmediato, los compinches de la industria cárnica desecharon dicho reporte debido a que estaba “amañado” y no estaba basado en hechos:

La Dra. Betsy Booren, Vicepresidenta de Asuntos Científicos del Instituto Norteamericano de la Carne dijo: ‘Ellos torturaron los datos para garantizar un resultado específico.

‘Los seguidores de la dieta mediterránea comen el doble de la cantidad recomendada de carnes procesadas.

‘La gente en los países donde se sigue la dieta mediterránea, como España, Italia y Francia, tienen algunas de las esperanzas de vida más largas del mundo y una excelente salud.

Sophie Borland. Just two rashers of bacon a day raises your risk of cancer: Health chiefs put processed meat at same level as cigarettes. Daily Mail. (October 26, 2015).

Ajá. Bueno, personalmente disfruté de dicha dieta de manera continua por tres meses, por lo que puedo atestiguar que si bien poseen carne en los menús, ésta no está procesada y viene en pequeñas porciones, invariablemente acompañadas de verduras y una excelente selección de vinos. Pero bueno, todo esto es parte del mismo circo mediático.

Derribando mitos

No me gusta ser aguafiestas, pero este es el problema de la probabilidad y estadística: los humanos no tenemos ni idea de cómo procesar estos números, a menos que usemos ejemplos explícitos; lo que no están incluyendo en ningún lado de la historia. Siendo concretos: un norteamericano promedio de 30 años de edad, tiene una probabilidad de 0.97% de ser diagnosticado con cáncer colorrectal dentro de los próximos 30 años – es decir, dentro de 30 años, uno de cada cien hombres que hoy tienen 30 años de edad, padecerá cáncer colorrectal. Si esta persona come una porción de carne al día (50 gramos) durante esos 30 años, su probabilidad se incrementa en 0.97% x 1.18 = 1.14%. Para que sea “muy probable” tener cáncer colorrectal dentro de 30 años (una probabilidad de más del 50%), una persona tendría que comer 35 porciones diarias de hot dogs (1.7 kg de embutidos al día), algo que honestamente, significaría desayunar, comer y cenar poco más de medio kilo de éstos por sentada. ¿Posible? Tal vez, pero si alguien come más de 500 gramos al día de embutidos, seguramente es un obeso mórbido que también vive digiriendo alimentos llenos de sal, azúcar refinada y harina, así como los conservadores que contienen, incluyendo el glutamato monosódico, nitritos y nitratos: los verdaderos asesinos en los países de desarrollo medio y alto.

Siendo así las cosas, la clave es la moderación: estos estudios usualmente se vuelven sensacionalistas una vez que los medios de comunicación los ven como una manera de atraer público. Esto no es necesariamente malo, ya que nos fuerza a hacer un poco de consciencia. Sin embargo, lo importante es recordar que con mayor frecuencia de la que creemos, las soluciones son bastante simples: no es conveniente comer 400 gramos al día de mamífero peludo, ni estar sentado seis horas frente al televisor; tampoco deberíamos vivir con demasiado estrés o comer donas y papas fritas sin restricción. Si vivimos vidas poco saludables, los pequeños cambios pueden hacer la diferencia: caminar 5 minutos cada 30 para “estirar tus piernas”; comer una ensalada de vez en cuando y dejar el azúcar sólo para los postres. Así, viviremos vidas más largas y felices sin amargarnos la existencia, evitando el efecto “rebote” que resulta de seguir medidas extremas, que acaban por aburrirnos y hacernos regresar a nuestros insalubres pero reconfortantes – mmmm… ¡tocino! – estilos de vida.

h1

Cómo sobrevivir a la caída de un rayo

10/17/2014

Ecodoc [Icon By Buuf]  Salud y bienestar.

Sólo hay una cosa que se puede ver y escuchar que es bella y aterradora al mismo tiempo, y ésta es una tormenta eléctrica.

— R.K. Kowles (n. 1968), escritor y poeta estadounidense.

En un mundo en el que vivimos aterrados por posibles pandemias de ébola, violencia y hambruna, es posible que al hablar acerca de los peligros asociados a las tormentas eléctricas, generemos más de una sonrisa entre nuestros escuchas. Sin embargo, la realidad es que cada año se reportan alrededor de 24,000 muertos y cerca de 240,000 heridos debido a la caída de rayos en todo el mundo. Es más, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, México es el país con mayor número de muertes debido a este fenómeno meteorológico, contabilizando unos 223 decesos y cerca de 2,000 heridos al año.

Lo peor de todo, es que muchos de estos muertos y heridos pudieron haber sido fácilmente evitados, pues mientras la mayoría sabe que “cuando el cielo truena, es hora de correr bajo techo”, existen regiones donde debido a carencia de infraestructura o educación, así como una alta densidad demográfica, la caída de un rayo puede desembocar en una tragedia. Por ejemplo, el año pasado, 32 personas murieron en la India durante un fin de semana debido a una tormenta eléctrica; el peor suceso de este tipo en la historia reciente ocurrió en 2007 cuando un solo rayo fulminó a 25-30 personas y destruyó una docena de casas en el norte de Paquistán.

De entre numerosos tips encontrados en la web, que incluyen no salir cuando se escuchan truenos, o si nos topamos con una tormenta debemos evitar guarecernos debajo de un árbol, el consejo más importante consiste en poner atención a nuestro alrededor: si sentimos un “golpe” de estática que nos eriza el cabello o vemos objetos de metal emitiendo un ligero resplandor blanco-azulado, cuidado: la caída de un rayo cerca de nosotros es algo seguro. Pero, ¿qué hacer para sobrevivir y contárselo a los nietos? La siguiente infografía, extraída del sitio The art of manliness (Literalmente, el arte de la masculinidad) nos proporciona una excelente guía visual de lo que debemos y no debemos hacer cuando nos damos cuenta que un rayo está a punto de caernos encima:

Pic: How to survive a lightning strike: an illustrated guide ~ Ted Slampyak (The Art of Manliness)

Tips para sobrevivir a la caída de un rayo:

• Ponte de cuclillas, como un cátcher de béisbol. Mantente tan abajo como sea posible. Mientras más cerca estemos del suelo, menor será la probabilidad de ser golpeados por un rayo. ¡Pero nunca debemos acostarnos en el suelo!

• Si nuestro cabello empieza a sentirse con estática o la piel empieza a erizarse, la caída de un rayo es inminente. Inmediatamente ponte de cuclillas. Sin embargo, un rayo puede caer sin advertencia alguna.

• Cubre tus oídos con tus manos para minimizar la pérdida de la audición, debido al fuerte estruendo del rayo que caerá cerca de ti.

• Lo único que debería estar tocando el suelo deben ser las puntas de tus pies. Existe la posibilidad de que el rayo caiga al suelo primero, luego rebote y entre por tu cuerpo. Mientras menos contacto tengamos con el suelo, menor la probabilidad de que la electricidad entre a nuestro cuerpo.

• Haz que los tacones de tus zapatos se toquen entre sí. Si la electricidad de un rayo ascendente entra a través de tus pies, esta posición incrementa la posibilidad de que la energía eléctrica entre por un pie y salga por el otro, evitando que pase por el resto de tu cuerpo.

• No toques ningún objeto que sea un posible conductor de la electricidad.

(Fuente: artofmanliness.com)

Estos consejos son muy útiles para quienes frecuentemente se encuentran realizando actividades al aire libre; especialmente aquellos que se dedican a la pesca, navegación, camping y jueguen al golf. En estos casos es muy importante saber cómo actuar, ya que si bien el índice de mortandad debido al contacto directo con un rayo es del 10-30% (relativamente bajo), el 80% de aquellos que han estado involucrados en un incidente de esta índole sufren de lesiones a largo plazo: quemaduras, daño a órganos internos, explosiones de tejido y hueso, así como sordera y daños al sistema nervioso. También porque así evitamos quedar inconscientes debido a la onda de choque… y es que la caída de un rayo usualmente está acompañada de otros efectos que pueden poner nuestra vida en riesgo, incluyendo cortos circuitos, fuegos y hasta explosiones. En fin, todo sea por hacer de nuestras vidas un poco más seguras.

h1

Sentarse es morir

10/18/2013

Ecodoc [Icon By Buuf]  Salud y bienestar.

Una vida sedentaria… constituye el auténtico pecado contra el Espíritu Santo.

Friedrich Nietzsche (1844 – 1900), filósofo, poeta, músico y filólogo alemán.

Ser un empleado de oficina es una profesión de alto riesgo. Esto no se debe a la posibilidad de sufrir un accidente o a que algún compañero de trabajo pierda la cordura y se vuelva violento contra nosotros. No, el simple hecho de estar sentados detrás de nuestros escritorios nos está matando. Y no importa si pasamos nuestras tardes haciendo ejercicio: está comprobado que quienes pasamos mucho tiempo sentados sufrimos un mayor riesgo de contraer alguna enfermedad coronaria, diabetes o cáncer que aquellos que ni siquiera hacen ejercicio, pero permanecen de pie la mayor parte del día. Y esto se complica aún más porque no sólo permanecemos sentados en la oficina: durante el transporte diario, así como el tiempo que tomamos para descansar después de una jornada laboral – cenando, viendo la TV, jugando con el PlayStation o navegando en Internet – pasamos un promedio de 9.3 horas al día sentados, más tiempo incluso que las 7.7 horas en promedio que tomamos para dormir. El incremento en riesgos para la salud se debe a que al permanecer sentados, quemamos una cantidad mínima de calorías, apenas un poco más de las que consumimos durante el sueño. De acuerdo a algunos estudios, al tomar asiento, aumentan nuestros niveles de presión arterial y azúcar en la sangre, mientras disminuyen ciertas sustancias producidas por los músculos, necesarias para metabolizar la grasa y el colesterol:

• En el instante en que nos sentamos, la actividad eléctrica en los músculos de las piernas se apaga casi por completo. La quema de calorías disminuye a 1.2 por minuto y las enzimas necesarias para metabolizar la grasa corporal disminuyen un 90%

• Después de 2 horas de permanecer sentados, el colesterol bueno (lipoproteína de alta densidad o HDL) disminuye un 20%. Incluso hasta un día después de haber permanecido por más de 2 horas sentados, la efectividad de la insulina en nuestros cuerpos disminuye en 24%, incrementando el riesgo de contraer diabetes.

• Después de tres horas sentados, el riesgo de contraer alguna enfermedad crónica de los riñones aumenta en 15% para los hombres y hasta en 30% para las mujeres.

• Finalmente, después de seis horas sentados, el riesgo de contraer cáncer colorrectal aumenta hasta un 36%

Independientemente del sexo, edad o masa corporal, aquellos que se la pasan sentados más de 11 horas al día tienen un 40% adicional de probabilidad de morir durante los próximos 3 años que el resto de la población. El riesgo disminuye para aquellos que hacen 5 horas o más de ejercicio a la semana, pero éste nunca se elimina por completo. Así que definitivamente, estar sentado es incluso más peligroso que fumar varios cigarrillos al día: al establecer un límite máximo de cinco horas por día sentados, aumentaríamos nuestra esperanza de vida en 3.4 años. Comparativamente hablando, si un fumador dejara el cigarrillo para siempre, su esperanza de vida aumentaría en tan sólo 2.5 años para los hombres, 1.5 para las mujeres.

pic: Frieka Janssens’ Smoking Kids

Es trágico en verdad: permaneciendo sentados por más de 6 horas al día, corremos un mayor riesgo de morir prematuramente que haciendo esto. (Fuente: Revista digital Pas Un Autre)

¿Qué hacer al respecto?

La mejor opción son aquellos escritorios especialmente diseñados para mantenernos de pie. El problema reside en que es poco común encontrar algo así en el ambiente corporativo moderno, a menos que podamos argumentar un tema de salud o nuestro empleador pertenezca al selecto grupo de empresas con pensamiento del “primer mundo”. Y aun así, hay disciplinas específicas – contabilidad, consultoría, desarrollo de software onsite – donde esto se dificulta aún más por la naturaleza propia del trabajo. Sin embargo, existen algunos tips para evitar permanecer sentados por más de una hora seguida:

• Si desempeñamos home office, podríamos dedicar unos diez minutos por cada hora de trabajo haciendo labores del hogar como lavar los platos, sacar la basura o tender las camas.

• En caso de trabajar en un edificio de oficinas, sólo utilizar los baños de otros pisos: mientras más pisos debamos caminar, mucho mejor.

• Organizar la oficina para que las cosas no sean demasiado accesibles. Así tendremos que levantarnos para obtener folders, fotocopias, engrapadoras y de ser posible, hasta atender el teléfono.

• En vez de enviar correos, usar mensajería instantánea o hablar por teléfono con nuestros colegas de oficina, mejor buscarlos y hablar con ellos frente a frente. Esto no sólo nos obliga a levantarnos de nuestro lugar, sino que también permite mejorar nuestras habilidades de comunicación y facilita hacernos más visibles ante el resto de la organización: cuando alguien va de arriba a abajo en la oficina, es común decir “¡guau! cuanto trabajo debe tener asignado fulanito“.

• Tomar mucha agua. La hidratación constante es un hábito saludable que adicionalmente a sus conocidos beneficios, nos obliga a levantarnos a rellenar el envase o a tapar una fuga. En su defecto, el café o té pueden ser una buena opción, siempre y cuando no incluyamos leche, crema, azúcar o algún otro condimento en la bebida.

• Usar la Técnica Pomodoro, designando una pausa de 5 minutos por cada 25 minutos de esfuerzo. Esta técnica se utiliza mucho en el desarrollo ágil, donde establecemos un time box con el afán de incrementar la concentración y productividad sobre una actividad particular. Por si fuera poco, existe un sinfín de aplicaciones que permiten hacer uso de esta técnica e incluso algunas de estas pueden usarse desde el celular.

Conclusiones

De acuerdo a las estadísticas, el mexicano promedio ingiere más de 3,300 calorías al día – 800 más de las que deberíamos consumir – dejando al pan y las bebidas gaseosas como nuestras peores elecciones a la hora de comer. Al mismo tiempo, pasamos casi cinco horas viendo televisión. Esto explica por qué nos hemos convertido en el segundo país más obeso del mundo después de los Estados Unidos. Y lo más terrible del asunto es que como resultado, el 85% de la población mexicana desarrollará una enfermedad crónica degenerativa debido a esta razón durante los próximos 30 años. Así que, esta es una situación de vida o muerte: sentarse nueve horas al día es de por sí una actividad peligrosa; agregando 5 horas vegetando frente al televisor la vuelve mortal.

Así que aunque nos cueste un duro esfuerzo (yo me incluyo), debemos aumentar el ejercicio y bajarle al pan. Más caminatas y menos televisión. Es hora de terminar con nuestros malos hábitos, antes de que ellos terminen con nosotros.

h1

Sobre el road rage o estrés al volante

03/23/2011

Ecodoc [Icon By Buuf]  Salud y bienestar.

El viernes pasado me ocurrió una patoaventura de lo más extraña: Al dejar a mi hijo en la guardería por la mañana, prendo las intermitentes y me acerco a la banqueta para que la chica asistente baje al niño y lo meta en la escuela; un wey me pita y se me pone al lado como con ganas de decirme algo pero le pinto cremas y lo ignoro mientras acaban de bajar al niño. Doy vuelta pues la escuela está en una esquina y el tipo… ¡me estaba esperando! Se baja de su carro bien loco y me hace un desplante (el famoso ¡bájate cabrón!). Me arranco – por poco me lo plancho pero a eso se expone ¿no? – mientras le aplico el conocido tuututututu y… ¡el animal trata de perseguirme! Lo pierdo fácilmente porque conozco bien la zona, pero… ahh nche gente loca.

Road Rage

… si, algo parecido a esto. (Fuente: Motifake.com)

Honestamente no debí aplicar ninguna de las señas obscenas antes mencionadas pues provoqué al tipo no una, sino dos veces. Sin embargo no la regué del todo pues no caí en el juego de bajarme del carro y comenzar un altercado; especialmente porque estas acciones pueden escalar en una bronca mucho más seria. Es así como encontré algunos tips relacionados a cómo debemos reaccionar cuando alguien se pone diva en el camino, ya sea que lo merezcamos o no, para no pasar de Guatemala a Guatepeor:

• Si alguien baja su ventanilla y empieza a maldecirnos, no debemos responder a su agresión.

• Es indispensable mantener nuestra ventanilla arriba y evitar todo contacto visual.

• Nunca bajarse del auto para “discutir” con el otro conductor. En estos tiempos, no podemos saber si aquél es un enfermo que quiere ventilar su frustración con una navaja o un fogón.

• Debemos seguir manejando. En caso de que nos sigan, no debemos manejar hacia la casa; encontrar lo más pronto posible una patrulla o policía; también podemos usar el celular para llamar al servicio de emergencia.

• En la medida de lo posible, mostrar al otro que estamos llamando por el celular; en muchos casos esto es suficiente para que dejen de seguirnos.

• Si estamos en una calle concurrida, podemos empezar a tocar el claxon para llamar la atención. Si hay algún centro comercial o estacionamiento público en las cercanías, podemos entrar y pedir ayuda al dependiente.

• En caso de ameritarlo, es conveniente anotar los números de placa, marca modelo y color del otro auto. Tal vez perdamos medio día al levantar una denuncia, pero con frecuencia es conveniente sentar un precedente para que al otro se le quite lo machito.

• Y el tip mas importante de todos: independientemente de si tenemos o no la culpa, es mejor hacer una señal de “ups, lo siento”. Esto neutraliza situaciones difíciles en la mayoría de los casos.

Identificando road ragers

Hace poco leí un artículo donde describían cómo identificar a un histérico al volante de manera fácil y puntual. Así me llamó muchísimo la atención cómo este amigo encajaba perfectamente entre las personas de mecha corta que con la menor provocación empiezan a actuar como cavernícolas:

De primera instancia, una pregunta: ¿Cuál creen que sea el mejor indicador de si una persona es propensa al road rage y la conducción agresiva? ¿Si está manejando una destartalada camioneta o un Prius color lavanda? ¿La presencia o ausencia de tatuajes de prisión? ¿La presencia o ausencia de una funda para barretas en la parte posterior del asiento del pasajero? No. Es el número de pegatinas o etiquetas en su coche. Incluso una etiqueta o calcomanía es suficiente para elevar la probabilidad de que el conductor tenga que ser físicamente controlado por sus seres queridos después de que alguien no lo haya dejado entrar al carril a tiempo.

— C. Coville. 6 Things That Annoy You Every Day (Explained by Science). Cracked.com. Feb 2011.

Resulta que los seres humanos tenemos un espacio o esfera virtual a nuestro alrededor denominado “espacio personal”. Cuando alguien se mete en nuestro espacio personal en la calle, normalmente dice “con permiso” o deja ver mediante lenguaje corporal el equivalente a un “disculpe usted”. La mayoría de nosotros reacciona positivamente olvidando el suceso rápidamente, sin embargo, con los automóviles no ocurre lo mismo ya que no existe este tipo de interacción no verbal. Peor aún para aquellos que pegan calcomanías a sus automóviles, pues consideran a su auto como una extensión de su propio espacio. Al colocar calcomanías están “marcando su territorio”, así que traspasar su espacio personal es considerado como un terrible agravio. Viéndolo desde el punto de vista de un road rager, es como si alguien se metiera en la fila y nos pintara cremas sonriéndonos burlonamente. ¿Gracioso? Posiblemente, sin embargo esta manera de pensar puede tener serias consecuencias.

¿Cómo calificó este amigo en dicho perfil psicológico? Su automóvil tenía varias calcomanías y la defensa trasera estaba llena de raspones por su seguramente peligrosa forma de manejar. De hecho, lo primero que pensé al ver su carro enfrente fue un “ummm… hasta parece carro robado con la defensa toda madreada y hasta la placa doblada…” En resumen, este chango es la viva imagen de un road rager.

Reflexionando un poco

El estrés al volante es un tema bastante serio. Y se da con mucha frecuencia en la ciudad donde vivo, con más de 3 millones de vehículos circulando constantemente y donde los embotellamientos, conductores que no saben manejar y microbuseros que avientan lámina son el pan nuestro de cada día. Sin embargo, como alguna vez le comentó un taxista a mi señora madre al enseñarle a manejar: es necesario hacerse a la idea que el carro es para estar más cómodos y nada más. En muchas ocasiones es muy probable que vayamos a vuelta de rueda detrás de un microbús y no hagamos mejores tiempos que los que hacíamos en el transporte público. Así que lo mejor es escuchar música mientras manejamos, relajarnos y tratar de llegar con bien a nuestro destino.

Muy cierto, ¿qué no?

h1

El poder curativo de las plantas

03/14/2007

Ecodoc [Icon By Buuf]  Salud y bienestar.
A finales de los 80’s, se puso muy de moda el "síndrome de edificio enfermo". Éste consiste en afecciones cuya sintomatología concuerda mucho con reacciones alérgicas y problemas respiratorios (ojos llororsos, sinusitis, dolor de garganta, etc.) Después se encontró la mayoría de estos problemas se daba en edificios construidos durante esa década y se identificó que éstos útlimos se planeaban de tal forma que fueran "energéticamente eficientes": esto significó, entre otras cosas, poca o mínima circulación de aire e iluminación mediante balastras de luz fría (imaginémonos un vagón del metro…).

Por otro lado, a finales de dicha década, la NASA se interesó pues en caso de enviar a una tripulación durante viajes largos, no podían permitirse tales síntomas, pues en el espacio no hay donde "salir a orearse un poco". Tras un estudio científico desarrollado en conjunto con la ALCA (Associated Landscape Contractors of America) por cerca de dos años, dieron con hallazgos importantes:

  • La mayoría de las afecciones que desembocan en el síndrome de edificio enfermo tienen que ver con tres productos químicos áltamente tóxicos y que son encontrados de forma recurrente en materiales comunes de las casas y oficinas (alfombras, carpetas, pintura, colorantes de ropa, dispositivos electrónicos, etcétera). Dichos productos son el benceno, tricloroetileno y formaldehído.
  • Encontraron que la forma más eficiente y barata de contrarrestar estos elementos es mediante ciertos tipos de plantas que colocadas en una configuración especialmente desarrollada para purificar aire podían eliminar hasta el 90% en un periodo de 24 horas para un volúmen de 0.44 m3 (un cubo de 0.76 m de lado):
Sistema de purificacion de aire

El sistema de purificación de aire ideado por la NASA combinando plantas de interior y un relleno de carbon activado sobre la tierra de las plantas. (Fuente: NASA)

Considerando varias plantas para el estudio, NASA y ALCA seleccionaron las diez especies más eficientes para descontaminar una habitación, donde un pequeño grupo de dos o tres plantas puede eliminar los contaminantes de un cuarto de 5 x 5 x 3 m, con el beneficio extra de equilibrar la humedad e impedir el crecimiento de hongos y bacterias:

Nombre común Nombre botánico Características
Areca o palmera bambú Dypsis lutescens ó Chrysalidocarpus lutescens [infojardin.com]
Palma bambú, Palmera bambú, Palmera Seifriz de bambú Chamaedorea seifrizii [infojardin.com]
Palmera enana, Palmera pigmea, Palmera robeleni, Datilera pigmea, Palmera de Roebelen, Palma fénix robelini, Palma fénix enana, Datilera enana Phoenix roebelenii [infojardin.com]
Nefrolepis, Helecho espada, Helecho rizado Nephrolepis exaltata [infojardin.com]
Drácena deremensis Dracaena deremensis [infojardin.com]
Hiedra, Yedra Hedera helix [infojardin.com]
Helecho Australiano, Australian Sword Nephrolepis obliterata [davesgarden.com]
Espatifilo, Espatifilum, Cuna de Moisés, Bandera blanca Spathiphyllum wallisii [infojardin.com]
Ficus de hoja grande, Árbol del caucho, Ficus decora, Árbol de la goma, Gomero, Higuera del caucho. Ficus elastica [infojardin.com]
Ficus benjamina, Ficus benjamín, Ficus de hoja pequeña, Matapalo, Árbol benjamín Ficus benjamina [infojardin.com]

Como conclusión, es paradójico como a estas alturas, con el avance tecnológico del que gozamos, la manera más sencilla de resolver un problema de este tipo sea "volver a las raices" – literalmente – utilizando plantas para mejorar el ambiente que nos rodea, nuestra salud e incluso haciendo que nuesto espacio vital sea un poco mas "nice".