h1

La Marvelización de Disney

09/24/2009

Leisure [Icon By Buuf]  Entretenimiento.
Para aquellos que desconozcan el acontecimiento, el 31 de agosto pasado la Walt Disney Company compró a Marvel Entertainment por casi 4,000 millones de dólares. Esto ha preocupado a muchos, pues aunque la adquisición podría significar más apoyo financiero para expander las producciones cinematográficas de personajes de Marvel como X-Men, Ironman, Los Cuatro Fantásticos o Spiderman, es bien sabido que cuando Disney mete las manos en el departamento creativo, todo se echa a perder.

Algunos tienen la esperanza que ocurra algo parecido a la compra de Pixar, donde una de las condiciones no negociables que impuso Steve Jobs durante su respectiva adquisición fue que no se tocaría al departamento creativo y que las producciones que realizaría Pixar serían independientes de las de Disney, dejando a éste último sólo la tarea de marketing y distribución. De hecho, el manejo de las negociaciones de Steve Jobs prácticamente se redujeron a "… estas son mis condiciones; si no les gustan, pueden irse a Mingar a su CHadre." Sin embargo, es poco probable que las cosas se den así en el caso de Marvel. De todas formas, muchos estamos a la espera de ver cómo se desarrollan las cosas y mientras tanto nos hemos puesto a pensar: ¿qué pasaría si adicionalmente a la Disneyficación de los superhéroes de Marvel, se Marvelizaran los personajes de Disney?

En la red ya pueden encontrarse algunas excelentes propuestas, pero ninguna llamó mi atención como las que presentan los artistas y diseñadores gráficos Jeffrey Thomas y Dina Goldstein. El primero, en su trabajo Princesa Retorcida (Twisted Princess), nos da una pequeña idea de cómo se verían las "Princesas de Disney" con temas ya no tan aptos para menores de edad:

Twisted Princess: Snow White (Image by Jeffrey Thomas)

Blanca nieves y los siete enanos, versión Dark Horror. Con personajes así, dudo mucho que su historia fuese apta para todo el público. (Fuente: jeftoonportfolio.blogspot.com).

La imagen puede hacernos recordar que la mayoría de los filmes de Disney provienen de cuentos y leyendas de carácter popular que tienen más parecido con "El Laberinto del Fauno" que con "Encantada". Por ejemplo, Blanca Nieves, la Bella Durmiente o la Cenicienta se originaron en el folclor medieval europeo… y ya sabemos qué pasa cuando algo se torna "medieval": generalmente involucra tortura, violación y asesinato. También nos pone a pensar que si Disney se lo propusiera, podría generar versiones alternativas de sus clásicos para que fueran madurando con el público, como es el caso de las historias de Harry Potter: empezando con temas sencillos y al alcance de lectores o audiencias jóvenes, como el primer día de escuela o conocer a nuevos amigos; pero conforme avanza la serie los protagonistas enfrentan situaciones cada vez más maduras, como la soledad durante la pubertad, el inicio de la sexualidad o enfrentar la pérdida de un ser amado. Así las "princesitas" y "príncipes" de Disney dejarían de ser el símbolo de la desabrida idiosincrasia norteamericana – es decir, del gringo blanco, anglosajón, protestante y conservador – y se convertirían en protagonistas más de "carne y hueso" con pensamientos, emociones y características que han formado parte de los héroes de Marvel desde hace ya algún tiempo.

Luego, tenemos el trabajo fotográfico de Goldstein, con sus Princesas Caídas (Fallen Princesses):

Fallen Princesses: Jasmine at war (Photo by Dina Goldstein)

La princesa Jazmín, de las películas y serie animada de Disney Aladdín, en un entorno más de acuerdo a nuestra realidad actual. (Fuente: JPG Magazine: Fallen Princesses).

En ésta serie de imágenes la autora nos muestra que casi nunca se da eso de "… y vivieron felices por siempre" y que la mayoría de las producciones Hollywoodenses sólo simplifican el resultado de una historia, dejando todo en términos de blanco o negro. Como bien dijera Jon "Dr. Manhattan" Osterman en el clásico de historietas Watchmen: "… nada termina nunca".

En fin, si Disney se decidiera por el camino riesgoso yo sería de los primeros en ver las historietas y películas de "Pocahontas: Princesa Guerrera" o "Blanca Nieves y las Siete Abominaciones". Aunque en los Estates la violencia, sexualidad y temas socio-políticos todavía están limitados a ciertos canales y publicaciones especializados – como Adult Swim y Heavy Metal respectivamente – en Japón esto es el pan nuestro de cada día con mangas y animes como Ghost in the Shell o Monster que han generado seguidores y buenas ganancias no sólo en su país natal, sino alrededor del mundo… y pues ¿quien no gustaría de ver al menos por pura curiosidad una película titulada "Aladdín de Disney: guerrero Muyahid"?

2 comentarios

  1. […] no se ve tan mal, pues cuando Disney compró Marvel hace 3 años, llegué a comentar en este mismo blog que si los ejecutivos de Disney no interferían con el departamento creativo, todo estaría bien. Y […]


  2. […] y personajes con los que crecimos durante la infancia son algo digno de verse; desde aquellas Princesas Retorcidas de Disney de las que ya hemos hablado anteriormente, hasta versiones un poco más parecidas al […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: